Halloween Special: 1 película de terror por década

Para este posteo Halloweenesco hice una selección de películas de terror por décadas. Algunas son, efectivamente, mis favoritas de la década dentro del género (otras, incluso pueden ser mis favoritas de la década en general); otras son las destacadas de lo poco que vi de ese período y otras las prioricé por sobre otras más conocidas para darles más visibilidad. Algunas no las veo hace muchísimo tiempo, lo cual me dificultó un poco al describirlas, y de otras siento que puedo hablar tanto que me quedó cortísimo, pero la idea era un pantallazo general. Ojalá que dentro de esta lista encuentren alguna que no hayan visto y les interese ver. Y por lo que más quieran en el mundo, si las van a mirar, recuerden encarar una buena atmósfera; oscuridad, silencio y cero distracciones. ¡Comencemos, entonces!

 

DÉCADA DE 1920

Das Cabinet des Dr. Caligari (1920)

6f81cdd58773cb90a2a544ffc05a2b9d

Esta es como una opción obvia, ¿no? Una de las obras maestras del cine mudo, una de las primeras películas de terror y una excelente representante del expresionismo alemán (del que mi amiga Camila sabe un montón y ojalá un día nos haga un posteo sobre ello). La película alemana de Robert Wiene trata de un hipnotista demente (el Dr. Caligari) que manipula a un sonámbulo para cometer asesinatos, porque, ¿por qué no, no? Debe ser una de las primeras películas en mostrar a una especie de asesino serial y también en tener un twist (una vuelta de tuerca) muy copado al final (chupala, Nolan); además, a nivel simbólico funciona como un reflejo de lo que es una figura de autoridad y cómo las personas comunes se suelen someter a esas voluntades, perdiendo su autonomía en el proceso. Quizás hasta sirve de premonición de lo que vendría después con Hitler. Pero lo más importante de todo está a nivel estético, es una película que escapa del realismo y opta por mostrar escenografías de figuras distorsionadas, puntiagudas y de ángulos extraños, creando una atmósfera bien dramática y que busca representar los estados psicológicos de sus personajes. Capaz que hoy en día no nos da mucho miedo a nosotros que a esta altura estamos completamente desensibilizados, puede que no saltemos en nuestro asiento o tengamos pesadillas, pero vista en una buena pantalla a oscuras y en silencio, crea una atmósfera bastante creepy y curiosamente hipnotizante. La podés ver en YouTube y todo, hay varias versiones con distintas bandas sonoras (la película es muda pero se les solía agregar música en vivo), a mí esta me gustó bastante.

Veredicto: 9/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0010323/

 

DÉCADA DE 1930

Freaks (1932)

annex-baclanova-olga-freaks_01

Lo buenísimo de esta película es que se llama Freaks (en español creo que eligieron Monstruos) pero cuando la terminás de ver el título adquiere otro significado, ¿quiénes son realmente los monstruos en esta? Guiñada guiñada. La historia es sencilla, el contexto es un circo que tiene los shows típicos como el trapecio pero que además cuenta con una selección de personas bizarras (mutilados, enanos, mujeres barbudas y toda la cosa); sucede que hay bastante pica entre ambos grupos. El drama surge de la interacción entre ellos, en particular cuando Hans (un enano) se enamora de Cleopatra (la trapecista) y esta se aprovecha de su enamoramiento porque será un enano, pero es un enano con plata. La película de Todd Browning (que estaba en el pico de su carrera después de hacer Dracula con Bela Lugosi) lo terminó arruinando, porque fue extremadamente controversial, pero más que explotar a estas personas, lo que yo veo es una mirada bastante empática; además, podría decirse que la forma en que los freaks son discriminados por sus cuerpos y su aparente anormalidad puede ser comparada con otras formas de discriminación a través de la historia de la humanidad y esto le aporta una perspectiva interesante al verla en nuestra época. El componente de miedo no es muy alto, aunque hay una escena hacia el final que está especialmente pesadillezca, pero confieso que yo hasta lloré un poquito.

Veredicto: 8/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0022913/

 

DÉCADA DE 1940

Cat People (1942)

cat-people

Irena es una inmigrante serbia, Oliver es un arquitecto yanqui: se conocen en el zoológico y se enamoran de toque para luego casarse sin siquiera haberse dado un piquito. Lo que pasa es que Irena tiene miedo, tiene miedo de lo que va a pasar cuando se den un beso, porque las leyendas de su pueblo natal cuentan que si se rinde al deseo carnal (perdón por la expresión repugnante) se va a convertir en una pantera y esa pantera luego se devoraría a su nuevo marido. Entonces Oliver -que parece quererla bien- la manda a un psiquiatra a curar esos miedos, mientras que la falta de intimidad y las dudas de Irena lo acercan a su vieja amiga y colega Alice, a quien jamás había visto como un interés romántico, pero dadas las circunstancias… Por como viene la mano se darán cuenta de que esta es una película de terror sí, aunque se toma su tiempo para llegar a esos momentos, pero también tiene un alto componente melodramático, y creo que funcionan muy bien juntos. Porque sí, es terror de monstruos, pero el guión nos tira un montón de temas complementarios que nutren el subtexto de esta película en apariencia barata, temas que van desde la psicología freudiana al catolicismo, y que hacen que la película funcione a varios niveles, ideales para analizar con creatividad, en particular si lo complementás con un buen porrito. La fotografía de contrastes de blanco y negro está muy bien y hay una famosa escena de persecución en la calle que es gloriosa. Esta es especialmente buena para verla con amigos.

Veredicto: 7/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0034587/

 

DÉCADA DE 1950

Les diaboliques (1955)

Film and Television

Este clásico de Clouzot se compara a menudo con el cine de Hitchcock, así que si sos fan del segundo seguro te va a copar esta opción francesa. La película tiene un guión intrincado, pero básicamente tenemos al director tiránico de una escuela, que no solo es un sorete con los alumnos sino que también parece ser un horrible esposo para su mujer y aparentemente también es un hdp con su amante. Sucede entonces que las dos mujeres se hartan y complotan para asesinarlo, eventualmente tirando su cuerpo en la piscina, pero el cuerpo mágicamente desaparece. A partir de ese momento las cosas se ponen cada vez más misteriosas y siniestras hasta que terminan en un excelentísimo e ingenioso final, un final que incluso la película misma te pide que no arruines con un fantástico cartelito de advertencia. El suspenso es maravilloso, incluso por momentos se siente bastante film-noiresco, porque por supuesto que también se involucra un detective privado en la historia. Admito aquí que debe hacer unos 10 años que no veo esta película, así que hay bastante ya que he olvidado, pero aún así ha permanecido en mi memoria como uno de los mejores thrillers que he visto y considerando que Hitchcock es uno de mis directores favoritos, decirles que la comparación con él está completamente acertada no es poca cosa. Por las dudas les comento que está también para ver en YouTube, pero con subtítulos en inglés.

Veredicto: 8/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0046911/

 

DÉCADA DE 1960

The Innocents (1961)

31-the-innocents-w750-h560-2x

Para la década de los 60 elegí una película que vi por primera vez hace muy poco, y que a pesar de que no supera algunas otras gemas de la época, como lo son Psycho, la definición de clásico de terror, The Birds, otra de mis favoritas de Hitchcock que siempre me pareció infravalorada, compite muy fácilmente con las más conocidas de Polanski (Romemary’s BabyRepulsion) y no tengo problema en ponerla por arriba de Night of the Living Dead de Romero. Aproveché para tirar esos nombres porque todas valen la pena, pero ahora pasemos a The Innocents: la película de Jack Clayton está basada en la fantasmagórica novela de Henry James titulada Otra vuelta de tuerca. La historia trata de una joven institutriz que es enviada a una mansión victoriana completamente aislada de la sociedad a cuidar a dos pequeños niños huérfanos. La casa y la orden vienen del tío de estos, quien le insiste a Miss Giddens (la fantabulosa Deborah Kerr) que no quiere saber de nada de lo que pase en la casa y que ella tiene autoridad completa para hacer lo que le parezca. Al principio va todo bien, los niños parecen divinos y la casa hermosa, pero pronto Miss Giddens comienza a ver evidencia de que hay espíritus habitando la vieja mansión, en particular los espíritus de dos antiguos empleados de la casa: la antigua institutriz Miss Jessel y Peter Quint, ambos fallecidos ahí mismo. No quiero contar más porque está bueno ir viviéndolo junto con Miss Giddens, en particular porque la genialidad de la película depende muchísimo de la narración subjetiva de esta y juega con lo que ahora se ha convertido en cliché pero que en The Innocents funciona mejor que en ninguna otra película, la posibilidad de interpretarla de dos maneras, ¿será cierto que la casa está infectada de espíritus o será una manifestación de la mente enferma y victorianamente reprimida de Miss Giddens; O AMBAS? En fin, el terror de esta película es bastante sutil para los estándares modernos pero es sumamente evocador: entre la espectacular mansión casi vacía, llena de recovecos y misterios, la fotografía en blanco y negro que tiene momentos de verdadera inspiración, el diseño de sonido y la maravillosa actuación de Kerr que vende el terror psicológico como nadie, es uno de mis descubrimientos favoritos de este año.

Veredicto: 9/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0055018/

 

DÉCADA DE 1970

Alien (1979)

c580ce792b3390637129515c55c13e7b

Pero qué placer tener la oportunidad de escribir un poco de esta película, amigos y amigas, porque déjenme contarles que está en mi Top 5 de todos los tiempos, así que podrán imaginarse cuánto me gusta. En fin, los 70 fue una de las mejores décadas para el cine de terror (además de ser considerada la mejor década para el cine yanqui en general), y cuenta con clásicos como The Exorcist, The Texas Chain Saw Massacre, Halloween, Suspiria entre miles de otros, pero sin lugar a dudas mi favorita es este híbrido de terror y ciencia ficción. Supongo que la mayoría estarán familiarizados con la trama, pero para los que no la conocen, la película de Scott (la originaria de toda la saga de Aliens que siguió después), trata de una nave espacial comercial en un tiempo futuro que por responder a una llamada de emergencia de un planeta desconocido, se ve invadida por una criatura alienígena viciosamente depredadora y sumamente inteligente, que se esconderá en la nave hasta acabar con toda la tripulación. No hay nada que no me parezca fantástico de esta película, todos los detalles son de lo mejor del mundo, desde la tagline (“En el espacio nadie puede oír tus gritos”) que me da escalofríos hasta el diseño minimalista y atmosférico de los créditos iniciales, que reflejan tan bien lo que será el estilo de la película. Porque Alien es una obra maestra de atmósfera, es claustrofóbica y ominosa, está contada con lo que quizás sea mi ritmo favorito en cualquier película, construyendo momentum con cada segundo, aumentando el terror de a poquito, con una fotografía inmejorable, un diseño de sonido glorioso, unos efectos especiales de la puta madre, de los posta, nada de CGI, en especial el diseño de la criatura, completamente innovador y espeluznante y cómo olvidar la banda sonora que me eriza la piel. Los personajes son gente como uno, gente que se quiere matar porque qué horror estar en su lugar, ¿no les parece?, y también poco a poco se va revelando el personaje estrella, Ripley, de lo más icónico del mundo del cine, interpretado por supuesto por la diosa Sigourney Weaver; y así llegamos a la heroína mujer contra el monstruo, un monstruo cargadísimo de connotaciones sexuales, una de las tantas lecturas que se puede hacer de este filme lleno de capa tras capa de significado. Pero me estoy extendiendo y no es la idea de este posteo, así que, en resumen: Alien es una película perfecta y una excelente compañía para Halloween así como para los otros 364 días del año.

Veredicto: 10/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0078748/

 

DÉCADA DE 1980

The Thing (1982)

the-thing-1982

Mi película favorita de uno de los maestros indiscutidos de la ciencia ficción y el terror, el maravilloso John Carpenter, The Thing cuenta la historia de un grupo de científicos en la Antártida que se ven enfrentados a un invasor alienígena (sí, otra vez un alien, pero este es diferente) bastante particular. Es que esta maravillosa criatura tiene la capacidad de reproducir la apariencia de cualquier cosa con la que entre en contacto. No sé ustedes, pero ya con esa premisa me hago pichí. Es que imagínense estar ahí en el medio de la nada, cagándote de frío y sospechando de todos tus compañeros porque cualquiera de ellos podría ser el bicho disfrazado, yo me mato. Protagonizada por el hombre que hizo un comeback en estos últimos años, el genial Kurt Russell, The Thing es todo lo que está bien del género de terror: completamente paranoica, visualmente brillante, con una banda sonora inolvidable del maestro Ennio Morricone y es además otro maravilloso ejemplo de lo que era el género sin CGI, con unos efectos especiales que son extremadamente repulsivos hasta el día de hoy. Dirigida por el maestro en la cúspide de su talento, The Thing es quizás la película de terror más puro en toda esta lista.

Veredicto: 8/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0084787/

 

DÉCADA DE 1990

The Silence of the Lambs (1991)

silence

Creo que esta es mi década menos favorita para el cine de terror. Si bien hay otras décadas en que vi poquito y nada del género, de esta he visto una buena selección y no me termina de convencer. Dicho esto, y a pesar de que se resiste un poco al género, esta década tiene otra de mis películas favoritas de cualquier género y año. No sé si técnicamente incluiría al Silencio de los inocentes dentro del terror -no lo sé porque la definición del género es algo sobre lo que vengo reflexionando hace tiempo y aún no me satisface ninguna respuesta- pero de lo que sí no tengo duda es del miedo que me provoca esta película. Y el miedo viene en mi caso gracias a lo bien logrado que está el papel protagónico de Jodie Foster; Clarice Starling no es la típica mujer boluda y víctima que caracteriza al género, sino que es una mujer inteligente y capaz y aún así sufre por las manipulaciones del villano por excelencia, Hannibal Lecter. Clarice es una novata del FBI que se ve forzada a reclutar la ayuda del psicópata asesino serial y eminente psiquiatra Lecter (quien está encarcelado, claro) para atrapar a un nuevo asesino serial cuya característica definitoria es que le gusta despellejar a sus víctimas. Lo característico que tiene este thriller es que está demasiado bien hecho, algo que no suele suceder dentro del género, cuenta con un guión sumamente inteligente tanto por la cantidad de niveles a los que funciona pero también porque es fascinante a nivel superficial, logrando algunos de los mejores diálogos de la historia del cine en las interacciones entre los personajes principales, pasando por una edición irreprochable, una fotografía maravillosa que no muestra sino que crea significado, uno de mis trabajos de dirección favoritos de la década a manos de Jonathan Demme y por supuesto, el mejor elenco que podrías pedir en tu vida, liderado por la mencionada Foster y por Anthony Hopkins como Lecter, quienes generan una química jamás igualada. En fin, si bien se podrá discutir si es o no terror, el nivel de suspenso que se genera en este filme la hará siempre merecedora de estar en estas listas.

Veredicto: 10/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0102926/

 

DÉCADA DE 2000

The Descent (2005)

the-descent

Inicialmente tenía elegida para esta década una película que es un poco más sólida en términos generales (28 Days Later…), pero que también creo que es más conocida, así que preferí ir con esta por si alguno todavía no la había visto. Además, déjenme decirles que hay un par de escenas de esta película que me dieron un miedo auténtico que ningún otro filme de esta lista pudo lograr. The Descent trata de un grupo de mujeres aventureras que se hacen un viajecito que consiste en explorar una cueva medio desconocida y que termina como el orto cuando no solo se quedan atrapadas ahí adentro sino que las empiezan a atacar unas criaturas humanoides asquerosas que viven en la oscuridad de la cueva. Ahora, una confesión, la parte de los bichos inmundos esos, si bien está bastante bien, no es lo que más me copa ni lo que más miedo me provoca; en cambio, la primera mitad de este filme me destruye los nervios, porque las mujeres están desesperadas por buscar la salida y esa desesperación se empieza a contagiar a uno como audiencia y de solo pensar en los espacios súper comprimidos que tienen que atravesar por momentos me genera una ansiedad que ni les digo. The Descent es visceral y cruda, es suspenso insoportable y terror asqueroso, es una película que juega con nuestros peores miedos y que además logra un impacto emocional. Y en mi caso, The Descent es de las películas que más miedo me ha dado.

Veredicto: 8/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt0435625/

 

DÉCADA DE 2010

It Follows (2014)

it follows film still

Bueno, para esta década también dudé con mi selección, porque sinceramente creo que mi película de terror favorita de la década ha sido la reciente Don’t Breathe, pero como de esa ya hablé era mejor elegir otra. Estaba difícil entre esta del 2014 y la excelente The Witch (2015), la cual es probablemente una mejor película en general, pero que a mí en particular no me produjo nada de miedo, así que con It Follows nos quedamos. Esta última tiene una premisa completamente sencilla pero increíblemente brillante, tan brillante que no puedo creer que recién ahora se haya hecho. Gira en torno a nuestra protagonista Jay (Maika Monroe en una actuación bastante buena), una chica de 19 años a la que ¡oh, pesadilla!, la comienza a perseguir una fuerza sobrenatural luego de haber tenido sexo con un chico. ¡CHAN! La película, como tantas otras en esta lista porque esa es la que va conmigo, claramente, es súper atmosférica; parece suceder en un tiempo indefinido donde los padres nunca están presentes, un contexto suburbano y adolescente pero con personajes bien logrados, simpáticos y que en general hacen lo que uno cree que haría en su lugar. Estilísticamente tiene bastante de Carpenter y los 80, en particular la banda sonora de sintetizadores y la preciosa fotografía. No tiene sustos baratos, es más que nada suspenso, y probablemente el final no convenza a muchos, pero es una película de terror que se destaca sobre el resto porque se nota que está hecha con arte.

Veredicto: 7/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt3235888/

Anuncios

Tres europeas sobre mujeres perturbadas

Es obvio que en el cine busco entretenimiento, pero a veces busco algo más, algo que me haga sentir mejor. Una especie de receta que tiene que tener diálogos graciosos, o una historia inspiradora, o un tema con el que me identifique, o (y esta es la clave del éxito) una fotografía que me haga viajar. Sí, el típico cliché, pero es verdad que una película puede ser más que un antidepresivo: puede ser un regulador del humor, un ansiolítico, un estimulante y cualquier otro tipo de droga sin los jodidos efectos secundarios. Por ejemplo, con el cine de terror busco vivir una catarsis de miedo sabiendo que estoy segura en mi cuarto. Me pasa algo distinto cuando veo películas de personas desequilibradas: hacen que me sienta más en control con mi propia vida (a falta de un support group…¡cine!). Se ve que eso es lo que estaba buscando el fin de semana pasado porque, sin buscarlo, vi tres películas encabezadas por mujeres que otros definirían como inestables pero yo las veo más bien como malentendidas. Al final, no conseguí lo que quería; no me sentí mejor conmigo misma; por el contrario, terminé empatizando demasiado con las protagonistas, y pensando que, en realidad, no estamos tan lejos de ser vistos como uno de esos personajes “inestables”.

Stockholm (2013)
A026_C004_041790
Comienzo la selección con Stockholm, una película española que, irónicamente, está titulada en inglés. Esta sigue la noche que comparten dos personas, un tal él y una tal ella (sí, es todo con pronombre, aunque en una parte él comenta que se llama Bartolo…). En la escena inicial, él (Javier Pereira) ve a una mujer, ella (Aura Garrido), por la que siente una atracción instantánea (según él, enamoramiento). Desde el primer intercambio que tienen se plantea la dinámica de la relación: él insiste, ella frena, él seduce, ella rechaza. ¿Pero por qué no lo rechaza de una y listo? Porque la engancha con distintas conversaciones que se convierten en el hilo conductor de la película. Al principio me preocupé: pensé que este acoso iba a desencadenar una trama oscura sobre violación y/o secuestro (¿por qué otra razón se llamaría Stockholm?). Pero me fui olvidando de ese factor racional gracias al guión, que aporta diálogos ágiles y situaciones románticas, dramáticas, cómicas y hasta tenebrosas. De todas maneras, mi preocupación inicial de que la película diera un giro turbio se intensificó hacia el final, cuando de repente Stockholm se vuelve psicológicamente inquietante. La fotografía ayuda a transmitir este cambio: la comedia romántica que se plantea en la oscuridad de la noche contrasta con el drama psicológico que percibimos en la claridad de la mañana siguiente. Pero lo más destacable de Stockholm son sus actuaciones, naturales pero complejas, que hacen que sintamos cosas tan fuertes y contrastadas como el desprecio o la compasión. Y si bien el final es un poco predecible, es el cambio drástico de tono (y las sensaciones que provoca en nosotros) la verdadera sorpresa de la película, una especie de balde de agua fría que nos recuerda la influencia que puede tener el trato de una persona con otra.

Efecto psicofármaco: antidepresivo que cayó mal.
Veredicto: 7/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt2380207/

 

Liebe Mich! (2014)
2014_144

Continúo la categoría con Love Me! o Liebe Mich! en su idioma original. La película alemana retrata la lucha del día a día de Sarah (Lilli Meinhardt), una joven que en su búsqueda por recibir cariño y aprobación, todo le sale mal. Su falta de equilibrio emocional (producto de la frialdad de quienes la rodean) logra que se desborde constantemente, lo que hace que las personas la rechacen, hasta su propio padre. Lo destacable de la película, desarrollada en un hermoso verano de Berlín (y no en un invierno azulado como se esperaría de esta trama), es la relación de Sarah, una Lolita ya adulta (si es que eso existe), y los contextos donde se desarrolla. Su comportamiento parece reducirse en lo reaccionario, pero cuando vemos la relación que tiene con su padre, comenzamos a comprender al personaje y vemos que en realidad es más complejo de lo que pintaba. O quizás la palabra no es complejo, sino humano, y es por esa razón que, a pesar de ser un papel un poco básico, simpatizamos con Sarah. Liebe Mich! no es una gran contribución al cine alemán: el guión está OK, las actuaciones son acordes y la fotografía es agradable. El valor del film no está en lo cinematográfico, sino en ilustrar que a veces no necesitamos una mala decisión o un hecho traumático para perder el control, sino algo más rutinario, que involucra a los contextos y relaciones de nuestro día a día.

Efecto psicofármaco: regulador del humor por contraste.
Veredicto: 5/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt3590648/

 

Journal d’une femme de chambre (2015)
journal-d-une-femme-de-chambre-photo-54e4a7b3479cf
Finalizo este apartado con Journal d’une femme de chambre, una francesa protagonizada por la magnética Léa Seydoux. Bueno, magnética porque tiene algo en la mirada que hipnotiza, porque en realidad en esta película está más apática que nunca. Basada en la novela homónima del escritor francés Octave Mirbeau, la película se centra en Célestine (Seydoux), una mucama inteligente y calculadora que comienza a trabajar en el hogar de los Lanlair. Ya en su primer día de trabajo vemos qué sacrificios tiene que hacer Célestine para conservarlo e, incluso, para sobrevivir. La señora de la casa la maltrata y el “hombre de la familia” la vive acosando sexualmente; además de que tiene que interactuar con sus compañeros de trabajo: Marianne, una frágil cocinera, y Joseph, un misterioso jardinero con el que desarrolla una historia turbia. La película es la cuarta adaptación de la novela, precedida por una de Martov (1916), otra de Jean Renoir (1946) y la de Luis Buñuel (1964). No vi ninguna de estas versiones ni leí la novela, pero esta versión de Benoît Jacquot es la mejor siesta dominical que te podés tomar (yo me quedé dormida plácidamente). La trama está resuelta de una manera confusa, sobre todo por un manejo desprolijo de recursos narrativos, como el de flashbacks demasiado largos. Por otro lado, los diálogos son básicos y hasta antinaturales, lo que no ayuda a las actuaciones toscas y forzadas. Por momentos, Léa Seydoux llega a transmitirnos algo de humanidad en lo que es un papel robótico y confuso. Debe ser su actuación más impenetrable hasta el momento, ¡y eso que es Léa Seydoux! Claro que la fotografía es linda, pero eso es gracias a los hermosos paisajes de la campiña francesa. Visualmente no hay nada para destacar excepto el excesivo uso de zooms que no significan nada, sino que buscan aportarle un valor poético a una película totalmente vacía. Un chiste sin gracia.

Efecto psicofármaco: somnífero placentero.
Veredicto: 3/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt2711898/

Tres peliculones del 2015 que quizás no viste

Victoria (2015)

vlcsnap-2016-03-21-16h24m12s077

Victoria es de esas películas que tienen un gimmick, es decir, una especie de truco novedoso que las aparta del resto. En este caso, el truco es que sus casi 140 minutos de duración son un solo plano secuencia, sin cortes. Al parecer fue filmada tres veces y se quedaron con la mejor versión. Cuando comienza el filme vemos a Victoria, una joven madrileña en Berlín, bailando sola en un antro under de la ciudad. Su soledad se ve manifiesta desde el principio, cuando intenta invitarle un trago al barman y cuando luego se une a un grupo de chicos berlinenses a callejear por la noche. Pega onda con uno de ellos, Sonne, y de pronto somos testigos de una relación que se va construyendo en tiempo real, con diálogos mayoritariamente improvisados. Pero no solo atestiguamos los eventos, sino que somos parte de ellos. Esta es una de las películas más inmersivas que he visto en mi vida. En la narrativa hay un antes y un después: llegamos al clímax de la primera parte cuando Victoria expone sus mayores vulnerabilidades y encuentra en Sonne un oído comprensivo, pero pronto la noche se torna oscura (metafóricamente, claro, porque la noche siempre es oscura), cuando el grupo de amigos se ve forzado a cometer un crimen y se considera la posibilidad de involucrarla a ella también. Así comienza la segunda mitad del filme, una de las experiencias más estresantes que tuve al mirar una película en mucho tiempo, porque el gimmick ya había logrado su cometido, y ahora estaba absolutamente metida en todo lo que estaba sucediendo. La resolución no es perfecta, y hay varias oportunidades en las que dudé seriamente sobre la verosimilitud de lo que estaba sucediendo, pero por otro lado, la construcción de los personajes (que se da en tiempo real, ¿entienden?) está lo suficientemente bien realizada como para que esto no se convierta en un problema, haciendo creíbles algunas decisiones que son difíciles de presenciar. Si fuera un filme editable, se hubiera beneficiado de unos 20 minutitos menos, pero lo cierto es que es una película magistral, una experiencia visual intensa como pocas, una montaña rusa de emociones, un logro fenomenal de cámara y las actuaciones más naturales que verán en sus vidas: en particular los protagonistas Laia Costa y Frederick Lau me dejaron sin palabras, tanto individualmente como en la química que lograron. Son personajes tan palpables que días después de verla los recuerdo, como si hubieran sido personas que conocí yo misma en alguna noche demente de Berlín.

Veredicto: 8/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt4226388/

 

45 Years (2015)

kitchen-scene-xlarge

Si quisieran decir “esta es la típica película que le gusta a Scarlett”, 45 Years sería un gran ejemplo. Absolutamente destilada de cualquier artificio, la película confía plenamente en su maravilloso guión y en la destreza de sus protagonistas comandados por una dirección puesta al servicio de la historia. La película retrata la semana previa al aniversario de 45 años de casados de una pareja (Charlotte Rampling y Tom Courtenay), cuya celebración se ve afectada por una carta que le llega a él, Geoff. A través de la carta se entera de que se encontró el cuerpo de su ex novia Katya, conservado en los glaciares a donde habían ido juntos, mucho tiempo atrás, antes de que Geoff conociera a Kate. ¿Qué importancia podrá tener esto, más de 45 años después, luego de haber tenido una feliz vida junto a Kate? Bueno, si hemos de confiar en el guionista y director Andrew Haigh, mucha. La historia es sencilla, pero sus implicancias no lo son. Son muchas las preguntas que plantea, obligándonos a evaluar el poder del recuerdo, especialmente cuando estos se mantienen congelados en el tiempo, mientras que la vida sigue, con su poder transformador. El paisaje frío, aislado, sombrío, pero extrañamente hermoso de la campaña inglesa ayuda a crear ese estado de melancolía, que a pesar de ser intenso, está lejos de ser sentimental, porque estamos hablando de los ingleses, los reyes de la represión. Por momentos recuerda a lo mejor de Mike Leigh, en lo íntimo de su foco, en lo sutil de su ejecución. La incertidumbre, las especulaciones sobre el pasado, los fantasmas de un pasado del que Kate sabe muy poco, la llevan a pequeñas confrontaciones en las que comunica poco con palabras pero habla volúmenes enteros a través de su mirada. Aunque ambos actores hacen una excelente labor, es Rampling la que eleva el material a otro nivel, habitando su personaje con una silenciosa intensidad, comunicando todo a través de sus hipnotizantes ojos. Para ser una película tan poco jactanciosa, es sorprendente que nos brinde por lo menos dos de las mejores escenas del año (para que lo recuerden: la escena del proyector, con sus simbolismos y la narrativa que avanza en el rostro de Kate y el final, perfección absoluta), y junto a mi otra favorita del año, Carol, es de las películas que más se conectaron conmigo a nivel humano.

Veredicto: 9/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt3544082/

 

Tangerine (2015)

tangerine-cover

Contrastando fuertemente con la sobriedad de 45 Years tenemos a Tangerine, otra película de la cual podríamos decir que hace uso de un gimmick: en este caso se trata de un filme que fue grabado completamente en un iPhone 5S. Recién salida de una breve estancia en la cárcel, Sin-dee se junta con su amiga Alexandra en Donut Time, a compartir una dona y ponerse al día. Como quien no quiere la cosa, Alexandra le cuenta que su novio y pimp Chester le fue infiel y esto enloquece a Sin-dee, a la que ahora seguiremos durante el resto del día en su odisea por encontrarlo y confrontarlo. Por su parte, Alexandra tiene una gran aversión al drama y se va por su lado a repartir invitaciones para el evento donde cantará esa misma noche. El director Sean Baker nos lleva por los rincones menos visibles de Hollywood, protagonizados por dos prostitutas transgénero, quienes desbordan de vida, autenticidad, respeto y empatía, lejos del objeto de observación que sería Lili en The Danish Girl. Tangerine es una película llena de energía, hilarante y conmovedora a la misma vez, alternando entre momentos turbios y devastadores, con situaciones absurdas y otras que denotan la hermosa sensibilidad de los involucrados. Tras la locura de los cambios de locaciones y la enérgica banda sonora electrónica, yacen momentos de pleno humanismo sobre la naturaleza de la amistad. Es la primera película tanto de Kitana Kiki Rodriguez y Mya Taylor y demás está decir que es en gran parte debido a sus excelentes actuaciones que Tangerine es un éxito. Además, está Karren Karagulian como el taxista armenio amigo, James Ransone como Chester y Mickey O’Hagan como Dinah, la prostituta cisgénero (¡doble insulto a los ojos de Sin-dee!) que es zarandeada por toda la ciudad en búsqueda del hombre en cuestión, un asunto al que a ella le importa muy poco. Tangerine es muchas cosas, para empezar es increíblemente entretenida, es vibrante, colorida y divertida, y tiene un montón de escenas súper memorables (incluido el final que es realmente hermoso), pero por sobre todas las cosas, Tangerine es un excelente ejemplo de lo que el cine puede ser, una voz amiga por quienes aún no tienen espacios para hablar.

Veredicto: 8/10
IMDb: http://www.imdb.com/title/tt3824458/